Novedad: Evidencias para Políticas Públicas en Educación

La investigación, cuyos resultados se presentan en este informe, gira en torno al paso de la enseñanza básica a la media cuando implica un cambio de establecimiento escolar en estudiantes de estrato bajo. Más concretamente, el estudio profundiza en los factores que inciden en la configuración de las trayectorias educativas de los estudiantes y sus familias, los procesos de elección de liceo y la experiencia de inserción, así como los apoyos que tanto escuelas como liceos brindan a estos jóvenes y a sus familias. Esto con el propósito de entregar recomendaciones y orientaciones que favorezcan la igualdad de oportunidades en los jóvenes más vulnerables del sistema escolar secundario y, teniendo presente, la futura reestructuración de los niveles de enseñanza prevista en la Ley General de Educación que augura un adelantamiento en la edad en que la familia y el estudiante enfrentarán la transición.

La realidad observada verifica con fuerza que el acceso a la enseñanza media no es suficiente para reducir la inequidad social, ya que las diferencias en la calidad de la educación básica recibida y en la calidad de la oferta de enseñanza media reproducen las desigualdades, aminoran y hasta pueden anular el potencial rol igualador de oportunidades de la educación formal. Este escenario encierra y proyecta desafíos críticos para el sistema escolar al momento de asegurar una igualdad de oportunidades en el paso a la educación media.

Deja un comentario